Estación Libro
EXPLORAR LIBROS ->
TODOS LOS AUTORES ->
TODAS LAS EDITORIALES ->
EXPLORAR LIBROS ->

Estaciones

Unicenter Shopping

SHOPPING CENTER LAS PALMAS DE PILAR

NORDELTA CENTRO COMERCIAL

BOULEVARD SHOPPING

Martínez
Av. Paraná 3745
Local 3169

Dom. a Jue. 10 a 22 hs / Vie. 10 a 23 hs / Sab. 10 a 24 hs
Ver Mapa
Pilar
Las Magnolias 754
Local 1044

Lun. a Dom. 10 a 22 hs
Ver Mapa
Tigre
Av. de los Lagos 7010
Local 219

Dom. a Jue. 10 a 21 hs / Vie. y Sab. 10 a 22 hs
Ver Mapa
Adrogué
Av. Hipólito Yrigoyen 13298
Local 235

Lun. a Jue. 10:30 a 21 hs / Vie. a Dom. 10:30 a 22 hs
Ver Mapa

Ingresar

Inicia Sesión

Registrarse

Tus datos personales se utilizarán para procesar tu pedido, mejorar tu experiencia en esta web, gestionar el acceso a tu cuenta y otros propósitos descritos en nuestra política de privacidad.

¿No tenés cuenta?

Para buscar algo por favor ingrese el texto a buscar en la barra de búsqueda

El libro de nuestras vidas

[vc_row][vc_column][vc_column_text]

La final de nuestras vidas (Planeta) de Andrés Burgo es uno de los libros del momento. El por qué lidera rankings de ventas tiene que ver directamente con la pasión argentina por antonomasia -quizá junto al tango y el asado-, el fútbol. Pero eso no es justo. La calidad periodística tiene directamente que ver. Esta entrevista íntima, sincera, da cuentas del profesionalismo y sensibilidad del autor. Fíjense.  

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row el_id=»padding-contenido» css=».vc_custom_1549998210668{padding-right: 40px !important;padding-left: 40px !important;}»][vc_column][vc_column_text el_class=»texto-contenido»]

POR MARTÍN SANZANO

 

«No son 90 minutos, es toda una vida». Cuando el periodista y escritor Andrés Burgo se cruzó con esta frase, hace ya algunos años, pintada en una esquina de Buenos Aires, la hizo propia. Solo los más futboleros, esos que creen en el devenir de la pelota como si fuese una religión y confían sus dichas y decepciones a duelos de 11 contra 11, podrán estar de acuerdo con esta máxima. Y también la harán propia, claro. Y la resignificarán con su propio recuerdo de esos 90 minutos que durarán por siempre.    

La final de nuestras vidas es, ni más ni menos, el libro sobre la histórica e inolvidable –para bien y para mal- final de la Copa Libertadores 2018 que disputaron los clásicos rivales del fútbol argentino: River y Boca. La de la lluvia en La Bombonera que obligó a suspenderlo todo. La del ataque al colectivo de Boca en las inmediaciones del Monumental. La que la Conmebol mudó a Madrid. La de la lengua de Darío “Pipa” Benedetto. La de la corrida de Gonzalo “Pity” Martínez. Y también la que ganó, en tiempo suplementario, el River de Marcelo Gallardo.

 

—¿Te imaginaste alguna vez que ibas a escribir este libro?

Nunca imaginé siquiera que River y Boca iban a jugar una final de Copa Libertadores. Es raro porque en el fútbol siempre imaginás cosas pero este partido era tan exagerado que nunca había escuchado a nadie decir que River y Boca podían llegar a definir una Copa Libertadores. Y yo hasta hace diez años ni siquiera pensaba en escribir un libro.

 

Andrés Burgo tiene 44 años y es hincha de River desde la cuna por mandato de su papá. Nació en Buenos Aires y vivió prácticamente toda su vida en Núñez, muy cerca de la cancha del club de sus amores. Desde chico empezó a cultivar sus dos pasiones: el fútbol y la lectura. Como varios de su generación, la revista El Gráfico y el suplemento Clarín Deportes fueron las claves para la elección de su camino. Volcarse al periodismo deportivo, dice, fue algo inevitable. Lo sintió desde siempre. Hasta tuvo una revista, El Tráfico, con su hermano mayor, donde empezó a escribir casi como un juego que, sin darse cuenta, se terminó convirtiendo en un oficio. “Yo soy de la gráfica, claramente. Lo que realmente me gusta es contar historias a través de la gráfica”, asegura.  

La decisión de empezar a escribir libros fue parte de una obligación doble. Por un lado, se había quedado sin trabajo. Y por el otro, sentía que ya era tiempo de dar el salto. “Me empecé a dar cuenta de que los medios ya no necesitaban de nosotros, que empezaba a hacerse un periodismo sin periodistas. A partir de ahí, empecé a buscar un camino paralelo y eso me dio la posibilidad de escribir. Quería ir más allá con mi profesión”, dice Burgo en la mesa de un café ubicado a pocos metros de TyC Sports, el canal donde trabaja desde hace un tiempo. Detrás suyo, una pareja despliega el poster central del diario Olé: «¡Esto es Boca!», dice en letras grandes sobre una foto en la que el plantel “xeneize” está festejando la obtención de la Supercopa Argentina. En confianza, Burgo confiesa: “No quería que la ganaran, obvio”.

 

A diferencia de otros libros de su autoría, como Ser de River, en las buenas y en las malas (Sudamericana, 2011) o El partido, Argentina-Inglaterra 1986 (Tusquets, 2016), La final de nuestras vidas tiene la particularidad de ser urgente. ¿Qué tanto? Las fechas lo dicen todo: el 3-1 en Madrid fue consumado el 9 de diciembre de 2018 y la primera edición del libro llegó a las librerías los primeros días de febrero de 2019.

“Es un instabook”, aclara el autor. En otras palabras, es una estrategia editorial que consiste en colocar rápidamente en las vidrieras un título de un tema o acontecimiento más o menos popular que todavía esté caliente. Una estrategia que, vale decirlo, funciona: el libro tardó apenas unos días en convertirse en best seller.  

“Es un libro raro –confiesa Burgo-. Por lo general tardás dos o tres años en escribir pero este fue muy rápido. Tengo hasta cierto pudor en decir que es un libro… aunque lo leí hace poco y la verdad que me gustó. Me pasaron varias cosas. Una chica, por ejemplo, me escribió diciéndome que era el primer libro que leía en su vida. Un tipo me mandó un mensaje emocionado por el final, donde hablo de mi hijo Félix, y me dijo que quería que le pase lo mismo. Hasta un jugador de River me mandó una captura de una parte del libro que le gustó mucho. Al principio tenía cierta desconfianza en la recepción. Queda mal que yo lo diga pero para mí es mi peor libro. No había otra manera de que no lo fuera porque lo hice en un mes. Salió bien, incluso creo que salió bien porque lo hice muy rápido. Fue ir para adelante, como la corrida del ‘Pity’ Martínez”.

La analogía con el último gol -cuyo festejo ilustra la tapa del libro- de aquella noche inolvidable en tierra extranjera, tiene sentido. “Llegué de Madrid y tenía doce días para entregar el libro”, recuerda Burgo, y parece que la adrenalina y el stress le vuelven a recorrer las venas. “Por supuesto que había escrito antes pero me faltaba un montón. En cierta forma, creo que pude hacerlo porque ya tenía el oficio de haber escrito otros libros antes –reflexiona-. Tenés que correr, sí, pero ya sabés más o menos por dónde ir. Y no lo pensé mucho: fui para adelante”.

 

La velocidad de La final de nuestras vidas, y su fuerte lazo con la instantaneidad,  se lee también en todos esos elementos de la realidad hiperconectada en la que vivimos que el autor decidió incluir en sus páginas: tuits, mensajes de WhatsApp, fragmentos de notas web. Es que el partido, y sus infinitos avatares -desde la suspensión hasta los hechos de violencia, pasando por las posibles formaciones, lesiones y especulaciones-, se jugaron también en ese terreno lleno de barro que llamamos “las redes sociales”.

 

“El periodismo deportivo, últimamente, es medio como ‘el gurú del dólar’. Las redes sociales y también la televisión se anteponen a los protagonistas, a las noticias en sí. A mí eso me hace ruido pero al mismo tiempo es un poco lo que estoy haciendo en el libro. Lo que trato de dejar en claro es que lo que importan no somos los hinchas. Aunque es un libro para los hinchas, los que definen son los jugadores. Si los jugadores no ganaban esta final el libro no existía”, remarca Burgo.

 

Foto: EFE.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Posteos Relacionados